lunes, 14 de octubre de 2013

¿Qué son los termogénicos?


Todos hemos oído hablar de las pastillas adelgazantes o del café ''acelerador del metabolismo'' o de las virtudes del té verde en las dietas. ¿Hay alguna verdad en todo ello?

En primer lugar, la termogénesis es algo común en todos los animales de sangre caliente, es aquello que hace que los hombres (y mamíferos en general) tengamos una temperatura de aproximadamente 37°C. Es decir, la termogénesis es el proceso de generación de calor a través del metabolismo de los alimentos. Los mamíferos tenemos el tejido adiposo pardo (o marrón) que está especializado en la producción de calor, que se encuentra sobre todo presente en los de mas corta edad (por eso los bebés están calentitos :) ), aunque también existe en adultos.

Entonces, los alimentos termogénicos son aquéllos que incrementan la actividad metabólica aumentando la temperatura corporal. Es decir, si nuestra temperatura corporal normalmente es de 36.5°C , tomando un alimento termogénico aumentaremos nuestra temperatura basal (y por tanto también nuestro metabolismo basal) alguna décima de grado. De hecho, una forma de acelerar el metabolismo es teniendo fiebre, al aumentar nuestra temperatura, también gastamos más calorías (un 7% por cada grado). También nuestro cuerpo aumentará la temperatura cuando hacemos un ejercicio intenso, ya hablé del efecto de sobre-consunción de oxígeno en el post-ejercicio (EPOC), y también aumentará como medida adaptativa a largo plazo si pasamos intervalos regulares de frío, aumentando el tejido de grasa parda.

Pero un aumento del metabolismo tiene sus contraindicaciones. Un aumento del metabolismo basal significa que también consumiremos una mayor cantidad de oxígeno, con lo que aumentarán las pulsaciones cardíacas, algo peligroso para gente con problemas cardiovasculares. También puede llegar a afectar a nuestro sueño... ¡Por supuesto la cafeína es un termogénico! Es decir, prácticamente todos los problemas que podáis encontrar a un exagerado consumo de café, lo encontraréis con la toma de pastillas termogénicas: aumento de presión sanguínea, insomnio, tolerancia al compuesto termogénico a largo plazo, dependencia... Otros termogénicos naturales, además del café, son el té (el té verde además es diurético, pero eso es otro tema), el ginseng, la nicotina, los alimentos picantes, las bebidas calientes en general... y todo lo que os dé calor o energía al comerlo será termogénico, a grandes rasgos.

Yo no soy un fan del consumo de termogénicos. Me gusta el café y lo tomo, pero no porque adelgace. Por ejemplo, tomar café antes de ir al gimnasio en verano me parece una locura, se gastarán más calorías, pero con la calor será imposible que estemos a pleno rendimiento. La toma de pastillas puede ayudar a adelgazar, pero no hará milagros (el aumento del metabolismo será entre el 5% y el 10%, eso son entre 150-200kcal diarias), creará dependencia y al dejar de tomarlas podrías volver a recuperar peso. La nicotina también es otro termogénico, por eso los fumadores suelen estar más delgados, y recordad que no es tan raro que al dejarlo el exfumador coja algunos kilos. 

Creo que siempre es mejor que tratéis de adelgazar por vosotros mismos, llevar una vida sana implica no acelerar artificialmente vuestro metabolismo, y por supuesto no obsesionarse con el tema. Esa es la clave de un adelgazamiento duradero, y no la toma de pastillas que harán mella en nuestra salud y en nuestro bolsillo.

0 comentarios :

Publicar un comentario